Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 30 enero 2011

enero

*
“Le moi est haissable / el yo es odioso.” (Pascal)…porque yo lo digo

*
EXTRACTO DE UN MAIL DE WORDPRESS A UNAPIEZA:
“Un barco de contenedores puede llevar a unos 4.500 contenedores. Este blog fue visto cerca de 18,000 veces en 2010. Si cada visita fuera un contenedor, tu blog llenaría 4 barcos (…)” Vieran cómo celebro.

*
10:15 am. Llego del trote. Me pongo a cortar el pasto del patio. Todo lo que sume sudor al sudor es bueno.

*
Simone Weil se pregunta: “¿Hay algo más horroroso que morir en una pesadilla?”. Sí: hace tiempo soñé que estaba en un ascensor con un negro enorme y un enano. El negro le pegaba pichulazos al enano indefenso que pedía mi ayuda y yo no me atrevía a nada.

*
Primer insomnio del año. De las dos a las cinco y media de la mañana tratando de dormir, pensando o más bien fantaseando específicamente con la construcción de un negocio múltiple con sala de microcine, librería, playstation, cafetería, sala de lectura, etc. Viviría ahí y nunca cerraría.

*
35 de trote hoy. Más cansancio mental que físico. Aburrición. Conciencia de verse dando vueltas en un parque sin objetivo inmediato alguno. La misma señora regando siempre. Qué pensara. Siento que le molesta que le pisemos el pasto cada mañana. O que la veamos regando. No riega con orgullo como el otro señor. Vuelvo y hay un cielo de playa en el patio. Todas estas mañanas como hasta la una de la tarde, un nublado perfecto, amable.

*
EXTRACTO DE MAIL DE F:
“Me está robando tiempo esta CRP para mi tesis, sin embargo, prefiero hacer la tesis más lentamente ya que este proyecto, de verdad, me enamoró, es nuestra única polola que tenemos (ya que al parecer somos solteros de una manera cada vez mas catastrófica).”

*
Me dan risa los perros. Hagan lo que hagan, me dan risa, o cosa, o algo. Todos. Cuando se quedan parados en las esquinas pensando, tomando decisiones. Cuando se topan unos con otros y se saludan. Cuando están durmiendo en la calle y uno pasa y levantan un poco la cabeza como si estuvieran en su casa durmiendo una siesta y uno fuera alguien conocido que va a buscar algo a la cocina y luego siguen durmiendo. Ayer venia del centro y la dueña le estaba manguereando la casa a un fox terrier que la miraba como impaciente y sólo faltaba que metiera las patas al bolsillo o sacara un cigarro o empezara a chasquear los dedos como diciéndole ya pos vieja hasta cuándo tengo que esperarte.

*
Hoy trote y luego poda. Pero preferiría podarme yo y mandar a trotar a las plantas.

*
Anoche vimos 2012 con mi hermano y aunque yo le decía todo el rato que era ficción y aunque yo le pregunté varias veces si no le daba miedo seguir viéndola fui yo el que terminó medio cagado de miedo.

*
“- ¿Qué es lo que finalmente quiere que nos quede como gesto en el rostro a nosotros, sus lectores, cuando terminamos un libro suyo?
– Primero, cada lector es dueño de su propio rostro y yo no tengo nada que ver con el estado en que quede ese rostro. Y, segundo, que si por casualidad cada lector ha podido ver en mis libros a alguien cercano a él, pues yo me daría por satisfecho. Sobre todo a alguien cercano que no cerrara puertas, a alguien cercano que abra puertas y ventanas y que luego desaparezca, porque hay muchas cosas por leer y la vida no es tan breve como se piensa.”
(R. Bolaño)

*
No miro los calendarios, no veo la fecha en el celular, quiero un verano de 4 meses y un año que dure años.

*
“¿Es vanidoso el que se mira en las vitrinas, en los vidrios de los autos, en los espejos de las farmacias? Puede ser. Pero más vanidoso es el que no se mira en ninguna parte porque piensa que Dios lo mira todo el tiempo y lo quiere aprisionar.”
(CB)

*
Woody Allen, Roberto Bolaño y Stephen Hawking. En algo se parecen.

*
Al final no pagamos y miramos desde los costados de la galería costanera. Escalandrum está bien pero no es genial. Y Eliane Elias muy brasileña será pero no tiene chispa y me da la impresión de estar viendo un viva el lunes brasileiro.

*
Prefiero pagar siempre en el Transantiago: no quisiera nunca verme involucrado en un musical ciudadano que me inste a no meterle la mano en el bolsillo al prójimo.

*
Para poder leer toda una tarde: de lo complejo a lo simple: Hegel, Kant, Weil, Bertoni, Allen.

*
Crecer, o sea, reducirse. Disminución e intensificación de intereses.

*
Dublinesca de Vila-Matas, la peor adquisición del año, mejor habría sido comprar 100 jugos livean de pomelo, no los he leído todos pero seguro que éste es el peor, un tipo que quiere darle un funeral simbólico a la era de la imprenta, un editor en busca de la genialidad del escritor de antaño, todo relatado con una importancia metaliteraria injustificada, un viaje al Bloomsday en Dublín, unas paranoias ridículas, no sé, ni aunque me hubiera leído el Ulises de Joyce me habría gustado esta novela. (Me acordé que Symns en un contundente prólogo a un libro de poemas de Bukowski decía algo así como “y qué me interesa a mí que Joyce me lo cuente con 10.000 detalles!”)

*
Por la mañana 25 de trote para recomenzar, escuchando la sección fuerza y entendimiento. Luego, mancuernas mirando futbol italiano. Hay días de esos y otros de pura pereza y despertar a la una de la tarde sin mover un solo músculo.

*
“El jazz es el asesinato de la música, de la sincopa… somos anarquistas de la música” (Nick de La Rocca, 1928) / Y los anarquistas en la confección de ventiladores, los anarquistas de la cocina, y los anarquistas en el ámbito de los volantines, no se les vayan a olvidar pues.

*
Horacio De la Peña es igual a John Zorn.

*
Nada. Puro calor. Futbol. Ventilador encima. Imposible escribir o leer así.

*
“Hay que preferir el infierno real al paraíso imaginario.” (S.W.)

*
Siempre que veo una de estos programas de cámara escondida en el fondo estoy esperando que todo se descontrole y el afectado termine matando a los bromistas de preferencia de un cuchillazo. Fundamentos para tal deseo: la patudez de la tele, las alianzas del sentido común con el Espectáculo.

*
“Es un alivio pensar
que más temprano que tarde
dará lo mismo haber sido Jesús
Bill Gates o un tarro de Nescafé.”
(CB)

*
Que algo sea dicho a través de uno pero que Dios no tenga nada que ver. Aburrirse de la propia voz. De la propia transcripción. La obligatoriedad de tener que usar el yo como colador del mundo. La dolorosa exterioridad de ese mundo -Imagino que especulando así era como se volvían locos los escritores de antes. Antes, cuando no había 100.000 gueones filosofando y escribiendo papers y conferencias sobre la imposibilidad del ser y todo eso-.

*
No olvidar: Tres dvds prestados a C. Dos de los numerados con avis y un Bergman en dvd final.

*
“La interpretación de los sueños no sirve de nada…. A menos que seas un faraón” (Woody Allen)

*
Orgullos ridículos 1: Nunca, pero nunca, he dicho “oye pero qué surrealista esto la cagó”.

*
Triunfos para el bajador compulsivo: Acabo de comparar mi lista de películas de Woody Allen con la filmografía que aparece en Wikipedia (incluidas las primeras incursiones como mero guionista) y las tengo todas.

*
“Desear escapar de la soledad es una cobardía. La amistad no se busca, ni se sueña, ni se desea; se ejerce (es una virtud).” (SW) Sí y sí.

*
El problema de Colo-Colo es el peso de haber sido Colo-Colo.

*
Los días medios miserables ni los escribo. Como si la vida misma fuese un limbo y yo aquí escribiendo fuera un San Pedro que les dice a esos días devuélvanse por donde vinieron no más (al infierno caótico e informe de lo nunca representado).

*
Posible escena para una comedia-western: un escritor-cowboy en un mesón con su vaso de vino y cigarro colgando de la boca sucia le dice a otro: “A veces uno siente ganas de leer algo que no existe…. entonces chico, debe escribirlo” (imagínese en inglés y en blanco y negro de preferencia)

*
27 de enero. Ayer dead set completa. Ahí no más. Hoy Walking Dead con mi hermano que se quedó sin pc. Los seis capítulos de corrido interrumpidos sólo por el partido de la sub20 que pasó a segunda ronda contra Venezuela. Nadie daba ni un peso por ellos. Lo vi mientras regaba. Mojé a un perro al tratar de regar sin ver. No tenía dueño.

*
Sueño: estamos en una cabaña en el cajón del Maipo con Nico Bruno y Feli y me dan unas ganas irresistibles de decir que podría caer una avalancha pero no me atrevo por qué sé que cuando lo diga va a suceder así que les aviso y les digo mientras salgo de la cabaña salimos todos y se empieza a caer el cerro corremos y nos guarecemos. Pasan corriendo unos perros gigantes como casas y nos subimos. Después estoy en un auto maneja una niña como de quince años va una mujer de copiloto vamos rajaos miramos hacia atrás como la punta de las montañas empieza a ceder por el celular mi papá nos da indicaciones sobre dónde dirigirnos.

*
Sábado 29. Mediodía. Leche con chocolate. Traspasar a word el cuaderno de Hgl. Dos pm. Zapallito italiano. Uno y medio. Barça vs Hércules. Siesta. Más word Hgl. Dos páginas de SW. Pan pita gigante con huevo. Regar. Resident Evil Afterlife con mi hermano. Un bodrio. 2am. Nada.

*
Intuición de tesis: Simone Weil (La gravedad y la gracia) moviéndose entre Kant (digamos las primeras 100 páginas de la CRP) y Hegel (sección fuerza y entendimiento de la Flgia). Tienen que ser tres autores para que no sea un versus, para que no se agarren a combos. Weil como peligrosa mediadora: lo que saque del uno para llevarlo hacia el otro puede desvanecerse en el camino (“La inteligencia nada tiene que buscar: tiene que limpiar el terreno. Tan sólo es útil para las tareas serviles” dice en la gravedad y la gracia). El asunto: finitud/infinitud/dios/devenir/etc. O sea que aún no hay asunto y está el puro movimiento.

*
Cuando el mundo empiece a deshacerse a voluntad de lo que sobra, de lo que Marcuse llamó surplus (represión excedente), lo primero qué desaparecerá es la publicidad.

*
Ahora último para quedarme dormido pienso en escenarios apocalípticos, la ciudad arrasada, zombis, un pequeño grupo de sobrevivientes sin noticias del exterior, qué haría, por dónde partiría, ¿me matarían de una o duraría un rato? Pero la película mental se me pone fome cuando cacho que en Chile habría altiro estado de sitio. Infectados como comunistas. Biopolítica. Etc. Primero me forraría en ropa o me haría alguna especie de armadura liviana para no ser mordido. Un casco como de romano. Me entretiene pensar qué echaría en la mochila. Nomadismo y violencia vs este sedentarismo aparentemente pacifico. La infección partiría en Santiago supongo. La tv transmitiría, la señal se cortaría, y luego el pánico. La especulación sobre zonas seguras. Etc. Me gustaría llevar una miniballesta.

Read Full Post »

la muerte no es

“No es cierto que uno muera toda la vida y que la vida no es sino la muerte que uno vive ni menos que la vida sea un fosforo que se consume y que si no prende no hay vida pero la muerte haciendo de las suyas o sacando su gorda cabeza fuera del agua.
Todo eso es falso ya que la vida no es nada más que pura, limpiecita, incontaminada vida, mientras dura.
La muerte sólo sobreviene al final y ocupa un espacio muy reducido y contiguo a la vida, como un cuadradito de cuaderno de matemáticas en un cuaderno de matemáticas entero. La muerte no tiene absolutamente nada que hacer con la vida y es una rayita así, un tic, con lápiz negro, el que nos mata.”

(Claudio Bertoni, Rápido antes de llorar)

Read Full Post »

diciembre

*
Dizzy Gillespie – Duke’s Fantasy

*
Soñé que volaba. Estaba en Curicó. El vuelo era sólo descendente y con mucho esfuerzo (una extraña especie de concentración del cuerpo como un todo) conseguía unas elevadas así a lo volantín. A lo lejos divisaba un gran incendio y sentía que debía llegar rápido hacia allá. Luego, al otro día, hoy, despierto y 81 reos muertos en cárcel de san miguel. Recuerdo que cuando niño, al volar en los sueños, tomaba vuelo como en super Mario 3. Ahora, aunque no sueño mucho que vuelo, se trata siempre de vuelos descendentes, a merced de cualquier corriente de aire. Analogías de sobra.

*
Horrible tarde. Un campo de concentración de mí mismo. Creo que podía VER el calor por la ventana como una nebulosa tratando de entrar a la fuerza a través de la cortina. Avanzando a duras penas en un ensayo sobre Piaget y Vigotsky, sin acomodarse nunca, siguiendo todos los pormenores de la cárcel de San Miguel, mirando la tele de lado porque no hay otra posición posible en este cubículo, y sometido a la UEFA champion league, ¿por qué no puedo sencillamente perderme un partido del Barcelona o del Real Madrid?, este estuvo bien penca así que no lo vi del todo, pero vi una repetición del Barza vs Mallorca, y luego escuché el partido de Curicó con Temuco (ganamos), lo que ayudó a que avanzará aún más lastimosamente en el ensayo. Terminé a las 22:30 con la cabeza y ojos muertos de calor y de word y me duché mucho rato y me afeité e incluso en vez de secarme traté de poner la mente en blanco durante algunos minutos y luego ya no me dolía la cabeza ni nada. Y cuál es el punto con todo esto, bueno, que para enfocarme en algo necesito salir de aquí a alguna parte o bien estudiar con alguien.

*
Un pestañeo. Un poco de Simone Weil. Otro pestañeo. Weil. Y así durante dos horas hasta llegar a Curicó.

*
“Esta guea es culpa de los pacos dama… los pacos… los pacos se reían, dijeron los sacamos muertos después mejor, mire dama, hubo una pelea es cierto pero no era pa que se muriera toda esa gente pos” (CHV, contacto en vivo con interno cárcel San Miguel)

*
Cerro san Cristóbal. Primera vez que voy. 9pm y estoy en medio de una manada que va corriendo y gritando. Bien igual.

*
6:50 am. Si consiguiera despertar siempre no a esta hora pero por lo menos alrededor de las 9. Aunque si fuera así no concebiría las mañanas como un regalo.

*
Ultimo día de práctica. No hacemos nada. No entiendo a qué vienen todos al colegio. Entra el profesor de siempre a vender sus cuchiflíes, cocadas y demaces. El profesor titular pone las notas en el libro, saca promedios, y yo leo La novela luminosa. Un alumno que anda cerca ve que voy en la página cuatroscientos y tanto y me dice “oh pero cómo ha leído tanto”.

*
Viernes 10 de diciembre. Nos demoramos más de una hora en encontrar un lugar donde tomar once, terminamos con un jugo de papaya y comiendo pan con queso y mortadela en ecfcsac con edcxsefcf. Quedan sentadas las bases del Grupo de estudio. Se partirá con la Crítica de la razón pura de Kant. Cuesta encontrar un nombre sí. Hay dos opciones globales: un nombre que sea como una marca, que pegue, algo arbitrario, ondero y situado, o bien un nombre que se ajuste al concepto de lo que se es. Pero el grupo aun ni es. Grupo de estudios Cristiano Ronaldo. Los estudiosos. El circulo de plaza Italia. Frente de estudios Marcelo Bielsa. Ministerio del Espíritu, etc. Al final decidimos que tiene que ser un nombre que se ajuste a la verdad, y damos con dos palabras que se ajustan, voluntad y texto. Grupo de estudio Voluntad y Texto. Listo.

*
Entrama – vuelo de pájaros

*
“Leo un largo párrafo y cuando lo termino noto que estaba pensando en otra cosa. Pero luego olvido qué era eso que me estaba distrayendo y, para recordarlo, leo nuevamente el párrafo. Solo que esta vez sí me concentro y termino siguiéndole el hilo al texto.”
(Julio, 2009 )

*
Llego y llueve. Dejo unas lentejas con longaniza en el microonda y salgo a comprar las entradas para el partido del domingo. Tres marquesinas. Vuelvo con una coca cola grande. Mi mama puso la mesa. Mi hermano, como siempre, pegado en el counter strike. ¿Cuándo llegaste?, me dice. Siempre que llueve salgo a mirar el patio. Y no se gasta. La sensación no se gasta.

*
“¿Me he salvado todos estos años de la frivolidad sólo por ser pobre?” (Levrero)

*
“Mira ese queltehue parado arriba de la casa, ¿qué estará haciendo?, no se le ven los pies, parece que está flotando, de lejos debe parece un ovni” (madre)

*
Bañarse, secarse, y luego una lluvia de talco, para leer mejor.

*
Ya ni me preguntan nada en la boletería de la cineteca. Un contacto visual y entro.

*
“No hay en absoluto ningún otro acto libre que nos esté permitido, salvo el de la destrucción del yo” (S. Weil) / Pero destruyámoslo juntos.

*
Abrimos una lata de cerveza y el colectivero mira hacia atrás con sana envidia.

*
¿Por qué Penderecki podía pegarse esas sinfonías tremendas como si una orquesta entera de unos 500 gueones se estuviera cayendo infinitamente por una escalera en espiral tocando furiosamente mientras ruedan a rato alegres a ratos siniestros a ratos intempestivos hacia el primer piso? ¿Cómo es que la época se demora tanto, no en superar, pero por lo menos en alcanzar esa complejidad en todo tipo de obras, pero sobre todo en la música?

*
Simone Weil tiene razón, pero, ¿y qué tal si a Dios le basta con una SW cada 100 años no más y el resto puede seguir siendo tan miserable como siempre?

*
Y recién ahora que se acaba el año buscando un cuaderno en el bolso de cuadernos debajo de la cama he notado la fuente del olor a pichi. Mi bolso rojo con cuadernos. Al balcón no más. Voy oliendo los cuadernos uno por uno y echando a la basura los más terribles. El que más me duele, el de teoría y sistemas con Carlos Pérez, año 2009. Gatos reculiaos. Mentira, les amo, pero nunca más entran a esta pieza.

*
Llegue antes de ayer y ya me voy a Curicó. Voy llevándome de a poco todo lo necesario para un verano de rigor (reproductor de dvd, películas, libros, ropa). Estos últimos días miro la hora en el computador y ya son las dos de la mañana y no he avanzado como corresponde en el informe de la práctica. Hoy en la tarde unos cortos alemanes y una película chilena (pecados, una bazofia) con E.

*
Encargos a México vía Hugo, en orden jerárquico: Vida de Simone Weil (Simone Pétrement), Cuadernos (Simone Weil), Historia(s) del cine (Jean-Luc Godard), Conversaciones con Woody Allen (Eric Lax), Woody Allen (Taschen), Lecciones sobre la historia de la filosofía, (Hegel), Hambre/Pan (Knut Hamsun). Me conformo con tres.

*
A no olvidar: Mis defectos señalan los defectos del mundo.

*
Tout va bien de Godard. La niña al lado la va viendo de reojo. La mire me miró y a puros gestos le dije “ya, mira, tenis permiso pa ver, pero tendrás que imaginar el sonido”

*
Explosión monumental en México, no sé cuántos muertos, algo de unas cañerías de un petróleo, debería informarme antes de escribir pero el punto es otro. El hugo anda allá y le encargué unos libros. Pero no me importan los libros. O sea, sí, pero…

*
“Hay que describir bien lo mediocre” (Flaubert)

*
“Ya pos papá, para recordar cuando era chico y llegabai a la 1am en el auto con los regalos, regálame la Crítica de la razón pura, ya?”

*
No recuerdo la última vez que sequé y guardé toda la loza en casa alguna. Estoy seguro que hay unos duendes que la secan por la noche. Sí. Eso debe ser.

*
El plato con migas de pan al medio del pasto esperando pajaritos que me distraigan a propósito.

*
15 lucas dispuestas para rellenar el árbol con cosas útiles. 50 dvds, 20 cajitas transparentes, te rojo, pelotas de pingpong, un rompecabezas y utensilios plásticos. Estos últimos (dos cubetas de hielo y dos dispensadores de mayo y kétchup como los de las sangucherias uno amarillo y el otro rojo) los encuentro en una tienda vacía de puros envases plásticos, baldes, bandejas y artículos baratos para la cocina. Me atiende una viejita que se mueve más rápido de lo que debiera. Me dan ganas de decirle que puede demorarse toda la tarde en ir hacia el otro extremo del local donde están las cubetas, que no necesito eficiencia, que no me merezco ni el 10% de su gasto de fuerzas, que podría incluso ir yo mismo a buscarlas, pero para eso tendría que entrar a su negocio y no quisiera asustarla. Al sacarlas se le caen muchas cosas que había alrededor y me dan ganas de llorar. Le pido 2, salen 300 pesos cada una. No me aguanto y le pregunto cómo se siente trabajando ahí. Me habla de la navidad, del consumismo, que la gente sólo compra cosas en cuotas. Compro también un helado. Le deseo feliz navidad o algo así. No se lo digo pero nunca más compraré nada plástico en otra parte que no sea allí.

*
Yo estoy equivocado, cuando meneo la cabeza y me digo cómo chucha pueden estar escuchando y cantando a viva voz esa canción de Américo en el patio vecino soy yo el que se equivoca y no entiende que al final todos los gustos y sus manifestaciones tienen un momento en el que absolutamente cualquiera incluso los perros o los arboles podrían pararse delante nuestro menear la cabeza y considéranos unos tontos de remate.

*
Helados de piña colada a 100 pesos. Deberíamos haber comprado tres para cada uno. Anillado de Debord por un lado y la tesis de FK sobre Weil por el otro. Lápices pasta. Kétchup. Centro atestado incluso en Curicó. Después de las compras nos sentamos en la estación de trenes con un mote con huesillo bien helado pero sin sabor.

*
¿Por qué siguen viniendo los zancudos y posándose como si nada alrededor de la ampolleta si ven que están todos sus hermanos y amigos y vecinos muertos?

*
No hay duda: diciembre es el mes con las noticias más imbécilmente específicas de todo el año. Recién pasaron una nutrida nota (con opiniones de médicos incluida) acerca del peligro de cargar muchas bolsas en las compras navideñas. Anoté los tópicos: Peligro de lesiones musculares. Distribuir bien la carga. No cargar más de un tercio del peso corporal. Las asas de las bolsas deben ser anchas. Considerar el tiempo de carga.
¿Qué es todo eso sino una infantilización total del ciudadano? “Ustedes compren gueas no más, nosotros les indicamos como no romperse el pescuezo”

*
Algo me hacen las películas y los monos y la música y el ambiente de navidad. Entrar a las iglesias también. Me acuerdo de la maratón navideña del Cartoon Network, como hasta los 15 años.

*
Toda la tarde con Kant. Juguete nuevo. ¿Hace cuantos años que mi papá no me hacia un regalo? Me doy cuenta que lo sostengo como una guagua. Apoyo con cuidado los bordes en la mesa para que no se doblen. Incluso una mosca vino a posarse, la dejé acomodarse, y mi dedo como un tigre acechante le puso un chirlito en todo su ser; si la mataba ahí podía manchar el libro.
Se acaba el sol y tengo un informe de 12 páginas. Abstract, resumen, críticas, comentarios, dudas, tal y como dijo Ch.

*
Me instalé al lado de los balones de gas. Incluso saqué los parlantes. Ya parece una oficina el patio. Una oficina de la inutilidad. Una cortina de toallas manteles y ropa estratégicamente colgada me tapan el sol.

*
“No hay más que un defecto: carecer de la facultad de alimentarse de luz.” (Simone Weil)

*
Se mató, se suicidó, se ahorcó el guardia. Mi mamá llora al celular, ni siquiera fue el ruido lo que me despertó sino la urgencia única del tono de voz y pensar que era alguien de la familia. Les mandó sms a todos en la oficina la noche de Navidad. Acá lo leímos y no sabíamos de quién era el número. Un mensaje de texto común y corriente. Y luego la hizo.

*
Día 27. Cortaron el agua. Nada que agregar.

*
6:50 am. Parece que cuando despierto temprano exagero, en la tempranidad y en la exactitud porque el único día de este mes que desperté antes de las 10 de la mañana también fue a las 6:50, esa vez a causa de la cerveza, ahora a causa del vino, y de la voluntad, de haber tenido la voluntad de tomarme unas varias copas demás mientras veía Revelations de Bill Hicks. Era una tarde de mierda esperando que llegaran a dar el agua que estaba cortada, con ganas de bañarse, con ganas de tirar la cadena, o de saber que hay agua aunque no vaya a usarla. Pero en vez del señor del agua llega Bruno con un play. Le damos a eso. Gano tres y el uno. Igual que hace dos días. Tendrá presión la próxima vez que venga. Entremedio llega el hombre del agua, le hago el gesto para que entre no más, hace lo suyo, se moja entero, vaya pega de mierda andar cortando y dando el agua. Eso ayer. Ahora frio, el frio de las siete de la mañana en el patio, el cielo indeciso aún, un café, mirar blogs, otro café, llamo a G y le digo que ya estoy listo y que apenas él esté listo salimos a trotar.

*
Desde el patio meto el parlante por la ventana de la ducha. Una clase de Hegel. Nada de tiempos muertos.

*
8:30 am. Café y tele. G no contesta el teléfono así que salgo solo a trotar. Ayer 20 minutos hoy 25: subiendo de a poco hasta llegar a 45. Hay dos perros negros que persiguen una especie de garza, la extensa corrida de arboles que bordea el parque acoge a estos pájaros que chillan y cagan con imponencia. Y parece que tienen horarios de cagar porque por la mañana puede sentirse de lejos el olor. Por lo mismo, se corren riesgos al pasar bajo los frondosos árboles. El riesgo de ser cagado o meado. Uno de estos bichos, aparentemente uno recién nacido, se ha caído y está a merced de dos perros negros que, por lo que veo, ni siquiera pretenden comérselo y les basta con pegarle cabezazos y corretearlo. Me llega la puntada de la muerte a los 10 minutos y paro con la excusa de ayudar al pájaro ese. Pero se mete en unos matorrales y los perros se van. Luego, por la calle, pedaleando un triciclo, pasa un tipo gritando y riendo y bebiendo desde un bidón de bencina. Está buena la mañana.

*
Independiente de si Kant era o nó un viejo de mierda, la biografía de Kuno Fischer (rector de la Universidad de Heidelberg) que trae la edición de la Critica de la Razón Pura de Losada es penosa, de una zalamería alarmante… no entiendo cómo no entienden que las biografías que valen la pena son las que suspenden el respeto al autor y toda la horrible retórica sobre las bondades y la calidad del suso dicho.

*
30 minutos de trote. Rodillas malas. Estas garzas cagan cada día más hediondo.

*
¿Habrá algo más agueonao que las noticias sobre año nuevo, qué comer, qué hacer, dónde ir, cómo vestirse, cotillones, panoramas, cábalas, astrología, calzones amarillos, resúmenes de lo terrible que fue este 2010 y de lo felices que podemos ser sólo por una cuestión estadísticas de que ya pasaron muchas cosas malas?

*
“¿Qué importan la energía, los dones, etc., que haya en mí? Bastante tengo ya con desaparecer.” (Simone Weil) / Ya pero no se desaparece por y para sí mismo pos. Insisto Simone, antes de la destrucción de un yo genérico está la destrucción de un yo epocal, material. No me convence del todo la crítica al yo como fuente de error y pecado, quizá me convencería una crítica epistemológica: el yo como unidad forzosa, como identidad creada -así kantiamente- por mera utilidad, el entendimiento como obligado ordenamiento de lo informe, la homogeneidad impostada del mundo, la necesidad del sentido, etc. Pero ni eso, porque tal crítica no tiene ninguna urgencia y, si se le ve bien, es totalmente absurda. La única urgencia es la que se deriva de nuestra irritación ante la conformidad de una época para decir “yo soy”.

*
Año nuevo en Tutuquén. Antes que a nadie abrazo a un perro. Lo levanto y lo abrazo. Somos 7. Mi numero, no de la suerte, sólo mi numero. Tío Nino considera que el año viejo se corretea a balazos y así lo hace. Vacía un cargador entero. Después me voy con mi hermano y primos chicos a la pieza. Ellos en el pc nosotros en el play ¿Ha sido un buen año, ha sido un mal año? Lo único que me queda claro es que se avanza restando. En todos los sentidos posibles.

Read Full Post »